Flashback | Fast Forward

28/11/2012

[Flashback] Aeropuerto de Madrid-Barajas. Terminal 1, parte antigua. Llego con demasiada antelación a mi vuelo. Puerta B-29. Maleta de mano con ruedas, mochila y guitarra. Encuentro un sitio tranquilo en la zona de embarque. Queda una hora. Leo, escucho música y practico el passengerspotting, mi actividad favorita: mirar a viajeros y tratar de adivinar por su aspecto de dónde vienen, a dónde van y con qué fin. Hay de muchas clases, pero mis favoritos son los ejecutivillos españoles que van de viaje tres o cuatro juntos a algún destino asiático, con ropa estándar, zapatos feos, monturas de gafas de colores estúpidos, trajes que les quedan como una patada en el hígado y el FHM y el Marca bajo el brazo o, si se ponen especialitos y quieren dar una imagen de “eh, tú te piensas que no leo, te equivocas de lado a lado”, algún libro de Ken Follett. Si tuviera mucho más desarrollado el sentido del humor y mis músculos del brazo, me acercaría a ellos por detrás y les diría muy bajito al oído: “Te estamos vigilando, atontado. Deja de meterte el dedo en la nariz y de seguir a Carmen Alcaide en Twitter”. Y desaparecer sin que me vean. El caso es que casi la cago bien cagada: mi vuelo salía a las 17:50 y yo estaba a esa hora en otra puerta. Cuando me levanté para comprobar que todo estaba en orden, no lo estaba. Salí corriendo como un actor malo, tirando la maleta y poniendo caras y ya había dos azafatas de tierra de Iberia gritando por los pasillos cercanos al Duty Free me nombre. “¿Es usted Márquez? Pues no sé si ya han cerrado el vuelo”. Por suerte, no debieron encontrar mi maleta en ese lapso, porque me dejaron pasar. Es la primera vez en mi vida que sufro un despiste así. Cuando entré en el avión, en el pasillo todo eran ojos incriminatorios. Sí, jefes, he llegado tarde Y QUÉ. EL AVIÓN NO ES VUESTRO. Estuve a punto de decir un “lo siento” bien alto en todos los idiomas en que sé decir “lo siento”. Árabe incluido. Me duró la sudada por el esfuerzo y por el bochorno todo el trayecto a Estambul. Cuatro horas y cuarenta y cinco minutos. Todavía no entiendo cómo confundí la B-29 con la B-24.

[Fast Forward] Empieza a preocuparme que solo me relacione con expatriados y kurdos que han pasado 11 años en Londres, que han estudiado en París y que se saben de memoria la alineación del Real Madrid actual, reservas incluidos. Me cuesta quedarme con los nombres de la gente, supongo que pasa siempre. Las chicas van vestidas de Zara, de Mango y conocen la web de Nastygal. Ellos demuestran querencia por la ropa de Tommy Hilfiger y los logos grandotes. Es decir: aquí la gente con dinero es como la gente con dinero en cualquier parte. Coches grandes, Kanye West y Pittbull sonando muy a saco en el 4×4 del que nos llevó a la azotea de un hotel de 5 estrellas para tomar algo y ciertas bromas que son de dominio internacional. Datos aleatorios contrastados: nadie tiene tatuajes a la vista, no hay drogas circulando por ningún sitio, la gente bebe como animales, la canción esa del Gangnam Style de PSY está en todas partes y todo el mundo con el que me he relacionado hasta el momento tiene un inglés perfecto. Pero perfecto. Son hospitalarios, los hombres se dan tres besos mientras se dan la mano y culminan con un abrazo que puede durar más de un segundo. Los camareros sonríen, la gente está sentada alrededor de mesas redondas, enormes, en sofás limpios, cómodos y, si quieren bailar, se ponen de pie en el sitio y bailan. Con las copas traen comida, con los chupitos traen comida, con las cervezas no traen comida. Esto debe mejorar, porque yo no bebo copas. Los nachos, claro, me los zampé sin ninguna misericordia. Aquí las cuentas se pagan solas. O eso, o la gente me invita a todo. Con la rabia que me da.

(Mientras termino esto, suena, de nuevo, la llamada a la oración. Voy a acabar haciendo una versión en castellano).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: